jueves, diciembre 28, 2006

El águila que nunca fue*

Un guerrero indio encontró un huevo de águila en el tope de una montaña, y lo puso junto con los huevos que iban a ser empollados por una gallina. Cuando el tiempo llegó, los pollitos salieron del cascarón, y el aguilucho también. Después de un tiempo, aprendió a cacarear al escarbar la tierra, a buscar lombrices y a subir a las ramas más bajas de los árboles, exactamente como todas las gallinas. Su vida transcurrió en la conciencia de que era una gallina.

Un día, ya vieja, el águila estaba mirando hacia arriba y tuvo una visión magnífica. Un pájaro majestuoso volaba en el cielo abierto como si no necesitase hacer el más mínimo esfuerzo. Impresionada, se volvió hacia la gallina más próxima y le preguntó:

- ¿Qué pájaro es aquel?

La gallina miró hacia arriba y respondió:

- ¡Ah! Es el águila dorada, reina de los cielos. Pero no pienses en ella: tú y yo somos de aquí abajo.

El águila no miró hacia arriba nunca más y murió en la conciencia de que era una gallina, pues así había sido tratada siempre.

¿Qué tal si trata de descubrir su águila interior?

* Contribución de Daniel Molina, de Rotolatinos, 11 de noviembre de 2001.

Extraido del libro "La culpa es de la vaca"

Una última cosa, conoce nuestros 5 temas más populares para reflexionar y motivarse.

2 comentarios:

Carlos dijo...

EL ARTE DE LA VENTAJA
Libro virtual para descargar. Es un manual práctico para sobrevivir con astucia en el mundo. Lo que te han contado no es suficiente para triunfar: los conocimientos de este libro se aplican de forma inmediata con resultados excelentes.

http://www.personal.able.es/cm.perez/Extracto_de_EL_ARTE_DE_LA_VENTAJA.pdf

Para mas información, y mas temas relacionados con estrategia y psicología:
EL ARTE DE LA ESTRATEGIA
http://www.personal.able.es/cm.perez/comentarioslibros.htm

Carolus dijo...

El enlace al que haces referencia ya no existe.

Hay mucho mas sobre el tema en este enlace actualizado:

http://www.elartedelaestrategia.com/el_arte_de_la_ventaja.html


Saludos y disculpa por las molestias